El aburguesamiento de la clase felina y Aristide, hospedaje gatuno.

No es para nada un derecho, pero de vez en cuando es necesario. Experimentar la soledad. A veces necesitamos descansar. Dedicarnos tiempo. A los gatos les pasa lo mismo. París se prepara para acoger un hotel donde los gatos pueden descansar de sus dueños y pasar un tiempo en una habitación con todo tipo de detalles para su comodidad y ocio.

Aristide Sigue leyendo

Anuncios