El gato que todos tenemos dentro

Muchos conoceréis a William S. Burroughs como uno de los grandes escritores de la Generación Beat. Otros por su mala leche, las drogas, su posible affair con Allen Ginsberg, y cómo mató a su mujer cuando jugaban a “disparar la manzana en la cabeza del contrario”. Los demás no lo conocéis, no os hagáis ahora los intelectuales. Que no pasáis de J.K. Rowling (nada en contra de Harry Potter, aquí una fan).

El caso es que Mr. Burroughs entre cut-up cut-up tenía una gran pasión. Sí queridos. Los gatos. Antes de morir, escribió en su diario Lo único que puede resolver conflictos es el amor, como el que sentí por Fletch y Ruski, Spooner y Calico. Amor puro. El que siento por mis gatos presentes y pasados. ¿Amor? ¿Qué es? El más natural calmante que existe. AMOR.”. 

WBBOCK

 

Sigue leyendo

Anuncios